REE “cumplirá” la norma y desarrollará la central canaria expropiada a Endesa

REE “cumplirá” la norma y desarrollará la central canaria expropiada a Endesa

La compañía dice que también “ha sufrido mucho” por la reforma

  • REE invertirá unos 500 millones este año
  • Folgado sostiene que hay estabilidad regulatoria

José Folgado, presidente de Red Eléctrica, hoy en Madrid.   PABLO MONGE

El presidente de REE, José Folgado, aseguró ayer en una rueda de prensa que su compañía “cumplirá con el mandato del Ministerio de Industria” y asumirá el desarrollo el proyecto de la central de bombreo de Gran Canaria expropiada esta semana a Endesa. Una planta que se le cede no por ser una generadora de electricidad, “algo que sería ilegal y anticomunitario”, sino porque “es un instrumento para la seguridad de suministro”, al dar respaldo a las energías renovables.

Una orden ministerial obliga a Endesa a traspasar el proyecto de la central de Chira-Soria a REE, tras la renuncia de aquella a su desarrollo, según la norma. Renuncia que niega la eléctrica, que considera que no se puede abordar una inversión de 252 millones de euros si el ministerio no fija la retribución definitiva.

Según Folgado, el proyecto “forma parte de las inversiones reguladas” y no se hará “a ciegas”, sino “con arreglo a unos criterios de retribución razonable”.

REE, que celebra hoy su junta general, obtuvo el año pasado un beneficio neto de 529 millones de euros, con un incremento del 7,5%, y prevé aumentarlo este año entre un 4% y un 5%. La compañía es la única del sector que ha visto incrementar su beneficio operativo, pese a los recortes de la reforma eléctrica. A la pregunta de si considera que ha recibido un trato de favor del ministerio, su presidente señaló que “REE también ha sufrido un recorte de la retribución” y que la reforma le ha supuesto un recorte de más de 500 millones de euros.

En su opinión, la mejora de resultados se debe a las inversiones, que ha permitido incorporar nuevas infraestructuras. Así, REE invirtió el año pasado 564 millones de euros, una cifra equivalente a las inversiones anuales que prevé en los próximos años, aunque dichas inversiones dependen de la planificación energética a 2020 que el Gobierno debe aprobar este año. Las inversiones de 2013 se destinaron a la puesta en servicio de 776 kilómetros de nuevas líneas y 162 posiciones de subestación.

“Hay que separar el beneficio recurrente del no recurrente”, señaló el director financiero, Juan Lasal. En este sentido, subrayó que “los ingresos han subido el 0% y el ebitda también”, lo que se ha compensado con las inversiones y el plan de reducción de costes. La retribución para este año del operador del sistema y transportista es de 1.622 millones.

Respecto al nuevo sistema de precios horarios, que REE publica en su web, Folgado dijo que la compañía cumple con su obligación de ofrecer las cotizaciones por horas del mercado diario. Y, aunque la electrónica lo permite, por el momento no son los precios que se aplica a los consumidores eléctricos, sino unos perfiles que se determinan mediante encuestas.

La junta aprobará hoy una nueva estructura retributiva del consejo que elimina la retribución variable, así como la congelación de la cuantía global de la retribución respecto a 2013. Igualmente, propone el nombramiento de Socorro Fernández Larrea y Antonio Gómez Ciria como consejeros independientes, por lo que el 50% de los consejeros externos serán mujeres.

 

La demanda de la industria repunta

El presidente de REE, José Folgado, aseguró ayer que la recuperación de la demanda eléctrica de la gran industria, apunta a “un proceso de recuperación” económica. Aunque la demanda en general sigue a la baja, considera “muy esperanzador” el repunte de la de los grandes consumidores, especialmente, industriales. “Una tendencia claramente ascendente” que atribuyó a las exportaciones y cierto repunte del consumo interno. Así, el consumo de las grandes industrias en marzo superó en un 8,4 % al de igual mes de 2013.

Para Folgado señaló “el año 2013 no fue fácil”, tanto por la caída de la demanda como por el recorte de su retribución. Pero “no se trata de llorar”, porque “el Gobierno tenía como prioridad absoluta reducir y eliminar el déficit tarifario”. En su opinión, la nueva normativa ofrece “estabilidad regulatoria”.

Con respecto a la adjudicación de la gestión de la fibra óptica de Adif, pendiente del visto bueno de la CNMC, Folgado entiende que “se gana en economía de escala, competitividad”.

 

Articulo  

Fuente:  Cinco Días

 

No Comments

Post a Comment